jueves, 1 de septiembre de 2016

EL DÍA QUE LLEGUE TEMPRANO...

Jessi Anastacio

Una mañana, la mañana más esperada, porque se aproximaba la graduación, esa graduación donde todos usan toga, birrete, su mejor vestido, el mejor traje, es de esas veces donde todos se arreglan. Porque se toman el tiempo necesario para verse especiales. Esa mañana me pare a las 5:00am , cuando encendí la televisión, lo único que había era de esas típicas series que todo mundo odia, pero eso no importaba tan solo la prendí por no sentirme tan sola. Mientras tomaba la ducha reflexionaba, y me daba cuenta que nunca antes me había levantado a esa hora, que siempre llegaba tarde a todos lados, e incluso había reprobado varias materias por eso, pero que va eso ya era lo de menos, ahora lo que importaba era llegar a tiempo a la graduación, y no solo llegar cuando ya todos se toman la foto del recuerdo, ese día, esa mañana, andaba decidida. Empecé a arreglarme, muy apresurada, pues el tiempo se va como rayo de luz, ya estaba lista para desfilar y sobre todo para demostrar lo mejor de mí, al momento de pasar por mi reconocimiento. 



Iba de camino al auditorio donde se realizaría la graduación, había notado que poca gente andaba por las calles que se iluminaban con el resplandor del sol, realmente estaba sorprendida, por eso que dicen que las mujeres nos tardamos años arreglándonos, pero eso ya no importa. Ese día era el más esperado pues ya quería deshacerme de todos los cuadernos y esos sellos que a todos nos ponen a todos en aprietos, estaba tan emocionada que llegue demasiado temprano pues no habían abierto el auditorio, espere bastante tiempo allí, que incluso viví el mejor día, al máximo pues vi y disfrute cada momento de la graduación. Fue el mejor día porque… FUE EL DÍA QUE LLEGUE TEMPRANO!
.